lunes, diciembre 22

Necedades jugueteras

Yo tenía la idea de que la "corrección política" y el exagerado recelo con que a veces se toma la educación infantil era algo casi exclusivo de nuestros vecinos del norte, pero aparentemente estaba en un error. En el Reino Unido se promulgó el año pasado una ley que prohibe la venta de pistolas de juguete en tiendas de autoservicio y jugueterías. Ni replicas, ni modelos a escala ni pistolas de agua escapan a esa legislación.

Sin embargo, la cadena de almacenes Woolworth ha llevado este año las cosas un poco más lejos, añadiendo a la lista de juguetes prohibidos las réplicas de sables de luz de Star Wars bajo el entendido de que "se ven como pistolas". ¿En qué cabeza cabe semejante estupidez? Aclaro algunos puntos. Estoy de acuerdo en que la proliferación de armas de fuego entre la sociedad civil es un problema en muchas partes del mundo, y también estoy de acuerdo en que es importante mantener a los niños alejados de estas armas, pero siempre he pensado que prohibir la producción y/o venta de armas de juguete es una manera equivocada de atacar el problema. ¿No sería mejor iniciar una campaña de educación que aplique tanto en hogares como en escuelas para hacer entender a los niños que las armas no son juguetes?

Ah, en fin... creo que no hay mucho que hacer... lamentablemente cada vez es más fácil para los padres de familia desentenderse de la formación y educación de sus hijos a cambio de aceptar la creación y ejecución de leyes tontas e inútiles... y privar a los niños de juguetes bonitos e interesantes.
Se produjo un error en este gadget.