lunes, septiembre 30

Vikki Dougan, la verdadera Jessica Rabbit

Veronica Lake puede haber sido sólo parte de
la inspiración para el diseño de Jessica Rabbit.
Durante años ha existido la idea persistente de que el personaje de Jessica Rabbit, la esposa del protagonista en la exitosa película de Roger Zemeckis que combinaba animación y actores reales Who Framed Roger Rabbit? (¿Quién Engañó a Roger Rabbit?), estaba inspirada en la actriz Veronica Lake, famosa por sus papeles de femme fatale en películas de cine noir durante los 1940s, pero parece ser que esa no es la verdad completa.

Recientemente han circulado por la red artículos y galerías de fotografías de Vikki Dougan, una modelo y aspirante a actriz que tuvo su momento de fama durante la década de los1950s, mayormente a causa de la imagen creada para ella por el publicista Milton Weiss, quien creyó encontrar la fórmula perfecta para promover la carrera de la joven modelo. Weiss comenzó por mandar hacer tres vestidos con un hondo escote en la espalda, y procedió a hacer que Vikki hiciese acto de presencia en toda clase de fiestas y premieres en Hollywood.


Muy pronto Dougan recibió el sobrenombre de The Back (inglés para La Espalda), y se convirtió en el centro de atención de los fotógrafos que acudían a cubrir los eventos donde ella hacía acto de presencia. Pronto se volvieron populares algunas bromas, como decir que "nadie hacía salidas tan espectaculares como Vikki Dougan". El plan de Weiss tuvo éxito, al menos en principio, y Dougan tuvo una carrera como modelo moderamente exitosa.


Pronto se convirtió en una parte indiscutible de la cultura popular de la época, siendo inspiración para algunos trabajos de diversos artistas plásticos, e incluso fue objeto de algunos foto-reportajes en publicaciones tan exitosas y reconocidas como LIFE Magazine o Playboy. En cine consiguió algunos papeles secundarios en películas de cierto éxito, como la comedia romántica The Tunnel of Love, o el drama criminal The Rebel Set, interpretando a una sexy rubia bajo el molde de las femme fatales de antaño.

Poco a poco se fue diluyendo su popularidad y terminó por desvanecerse por completo de la escena al final de la década. Según parece, decidió hacer un cambio de carrera, y hacia mediados o finales de los años sesentas se convirtió en fotógrafa profesional. El hecho de que aun sigan circulando muchas de sus fotografías es un simple testamento a la popularidad que tuvo durante sus quince minutos de fama. En cuanto al papel que tuvo en la creración del personaje de Jessica Rabbit, es difícil argumentar en contra de lo que muestran las múltiples imágenes de sus provocativos atuendos.

Se puede pensar que lo efímero de su carrera sirva como ejemplo del riesgo de fabricar una celebridad de manera artificial en base a crearle una imagen de chica mala, y tal vez dos de los diálogos más famosos de Jessica Rabbit sean una alusión a la carrera de Dougan, cuando dice cosas como, "No tiene usted idea de lo difícil que es ser una mujer que luce como yo", o "No soy una chica mala, pero así es como me dibujan".
Se produjo un error en este gadget.