viernes, septiembre 14

Los nombres de los días

Una de mis extrañas aficiones es pasar largos ratos meditando sobre el origen de los nombres de las cosas o el significado de algunas palabras, información que puede resultar curiosa e interesante pero a fin de cuentas es mayormente inútil. Dado que siempre me ha gustado compartir información inútil, es probable que de vez en cuando dedique algún post a esta clase de cosas.

Después de una conversación con mi hermano me pareció que los nombres de los días eran un buen ejemplo de palabras de uso cotidiano cuyo origen nunca cuestionamos. Desde niño fui aficionado a la mitología, así que no tarde mucho en hacer una relación entre los nombres de los días de la semana y los de algunos dioses del panteón greco-romano, los cuales a su vez sirvieron para bautizar a los planetas y otros cuerpos celestes. Al pasr del tiempo me di cuenta de la estrecha relación entre la astronomía y la medición del tiempo, con lo que llegué a la conclusión de que los días fueron bautizados con los nombres de los planetas y no necesariamente con los de los dioses -que aún cuando son los mismos no es igual-. Así tenemos que lunes=Luna, martes=Marte, miércoles=Mercurio, jueves=Júpiter, viernes= Venus, sábado... eh... y domingo... ah. Cuando aprendí inglés hice la misma asociación y me topé con un problema similar pues no todos los días tenían un nombre tan obvio: monday= Moon, tuesday=?, wednesday=?, thursday=?, friday=?, saturday=Saturn, sunday=Sun. Evidentemente la asociación entre astros y los nombres de los días estaba ahí, pero debía haber alguna explicación para el resto de los nombres.

No fue hasta muchos años después, cuando mi interés por las diferentes mitologías del mundo me llevó a toparme con la información faltante en inglés y descubrir que los días si estaban dedicados a los dioses y no a los planetas. Tuesday (martes), proviene del inglés medievo twisday, cuyo nombre deriva del dios nórdico del combate y la fuerza, Týr, quien en inglés antiguo era llamado Tiw. Týr es considerado como el equivalente nórdico a Marte, dios de la guerra en el panteón romano. Wednesday (miércoles), deriva del antiguo wednes dei, que significa día de Woden. Woden es el rey de los dioses germanos y suele asociarsele con la figura del dios nórdico Odín, y lo único que tiene en común con Mercurio es que era el encargado de guiar a las almas de los muertos hasta el inframundo. Thursday (jueves) es el día dedicado a Thor, dios nórdico del trueno, quien podría considerarse como paralelo a Júpiter, dios del rayo para los romanos. Y en cuanto a friday (viernes), existe cierta controversia sobre si se trata de un día dedicado a Frigg o a Freyja, diosas germanas del amor y la fertilidad, respectivamente. En todo caso, Venus sería el equivalente romano para ambas, completando así el esquema de equivalentes entre los nombres en inglés y español para los llamados "días hábiles".

En cuanto a los nombres de sábado y domingo, en español son resultado de la predominancia de la iglesia católica. Sábado deriva del latin sabbatum y/o del hebreo shabbat, que significan descanso. De acuerdo con el calendario judeo-cristiano, el sábado es el último día de la semana, y estando ésta basada en los siete días de la creación, corresponde al día que Dios dedicó a descansar tras terminar su obra. El domingo, último día de la semana en los calendarios civiles y primero en los judeo-cristianos, deriva su nombre del latín dies Dominicus, o día del Señor. Fue declarado como tal por el emperador Constantino cuando éste se convirtió al cristianismo, aunque es probable que eligiera ese día por tratarse del día de adoración al Sol en las culturas paganas (en inglés es sunday, día del sol).

Pues eso, un poco de información inútil para empezar el fin de semana. A los lectores en México, ¡Felices fiestas!, y al resto, feliz fin de semana.
Se produjo un error en este gadget.