lunes, febrero 13

Cómo devolver legalmente Microsoft Windows

Imaginemos la siguiente situación: vas a una tienda de computadoras a comprar una computadora nueva, por supuesto, para su uso con un sistema operativo no-Microsoft. Tu pides una computadora sin Windows instalado y oyes la respuesta estándar: "No podemos venderle la computadora sin Windows, según nuestro acuerdo con Microsoft (o nuestro OEM)".

Entonces compras la computadora, la llevas a tu casa e invitas a un par de tus mejores amigos y con ellos lees el acuerdo de licencia del usuario final de MS-Windows:

"Si usted no conviene los términos de este EULA, el fabricante de la PC y Microsoft no están dispuestos a licenciar el PRODUCTO de SOFTWARE a usted. En tal acontecimiento, usted no puede utilizar o copiar el PRODUCTO de SOFTWARE, y usted debe entrar en contacto con el fabricante de la PC para las instrucciones en la devolución del productos(s) sin usarse para un reembolso."


Por supuesto, no estás de acuerdo, y los dólares extras por la devolución de Windows y Office de Microsoft son un gran aliciente para regresarlos. Instalas tu versión preferida de Linux (Ubuntu es una excelente opción) y te pones inmediatamente en contacto con el fabricante de la PC para las instrucciones de devolución de los productos sin usar para tu reembolso.

Seguramente te responderán que no pueden hacer el reembolso de tu Windows debido al acuerdo de licencia que han firmado con Microsoft, pero el truco es que su acuerdo es inaplicable: tú estás amparado por la EULA. Así pues, debes insistir en que has satisfecho tus obligaciones (quitaste la copia de Windows del disco duro, mantenido el paquete intacto y puntualmente puesto en contacto con el fabricante del hardware). Después de un cierto tiempo indicado por la ley local (este varia, pero es entre una semana y un mes) puedes iniciar un procedimiento legal (en México para eso está la PROFECO). Tus amigos pueden ser llamados como testigos que tú realmente quitaste la instalación de Windows del equipo.

Por supuesto, la negación de venderte una PC sin Windows es ilegal, te ha causado daño moral y puedes (y deberías) pedir una la remuneración económica que puede ser mucho mayor que el precio de la copia de Windows.

¡Advertencia!

  1. Asegúrate que tu o sus amigos nunca arrancaron la PC con Windows.

  2. Asegúrate que el paquete de Windows que recibiste esté realmente intacto. El truco usado por algunos fabricantes de PCs es meter el cable de corriente dentro del paquete de Windows.

  3. Asegúrate de no temes estropear tu relación con tu proveedor de cómputo.

Nota original (en inglés): JustLinux.com
Una historia de alguien que ya hizo esto: Netcraft.com.au
Se produjo un error en este gadget.