martes, agosto 3

I, ROBOT

El sábado fui a ver "I, Robot", la cinta de Alex Proyas inspirada en los trabajos del Dr. Isaac Asimov.

A decir verdad yo iba con muy pocas expectativas, acostumbrado a la clase de películas hechas específicamente para el lucimiento de Will Smith como protagónico (ID4, anyone?). Las únicas razones que tenía para desear ver esta película eran 1)la dirección de Proyas, y 2)el placer que me provoca cada vez que que algún fan de hueso colorado de Asimov se revuelca pataleando cada vez que algún "hereje" se atreve a tocar la obra del buen doc. (Ojo, no es una falta de respeto al trabajo de Asimov, pero realmente me molestan los niveles de fanatismo manifestados por algunos de sus admiradores).

Y la verdad es que salí gratamente sorprendido. Si bien es obvio que la película es un producto hollywoodense (no por nada uno de los guionistas es Akiva Goldsman) y que en efecto Will Smith parece estar haciendo el mismo papel de siempre, el resultado está muy lejos de la película efectista y vacia que yo esperaba. Especialmente la segunda mitad de la misma. No sólo es palpable el enorme respeto de los autores por el trabajo de Asimov, sino que la cinta está planteada de una manera inteligente y explota muchos de los cuestionamientos presentes en toda la obra de Asimov y no sólo en I, Robot.

Smith hace lo que puede con sus limitados recursos actorales mientras que Bridget Moynahan interpreta a una versión mucho más humana y creíble (sin mencionar que también es mucho más atractiva de lo que Asimov pudo haber imaginado) de la doctora Susan Calvin de lo que Asimov pudo lograr. El trabajo de los animadores de Sony, creado por WETA con la misma técnica que Gollum (animación CGI sobre un actor, Alan Tudyk en este caso) es impecable. Proyas es un maestro de la narrativa visual y sus secuencias de acción harían sentirse orgulloso al mismísimo John Woo.

La trama de la cinta no sigue el argumento de ninguno de los cuentos de Asimov, sino que narra una historia diferente en la que se exploran algunos temas relacionados con el trabajo del Doctor. Derivada principalmente de un guión de Jeff Vintar titulado Hardwired, Proyas pidió a Akiva Goldsman que integrase la historia de Vintar a su propia adaptación de I, Robot. El resultado es realmente interesante.

La página Asimov Online tiene una lista de los elementos comunes entre el libro y la película, además de una serie de links que seguramente serán de interés para los fans de Asimov o de la robótica y la CF en general. En especial les recomiendo 3Laws Unsafe, en donde pueden encontrar algunos ensayos sobre ética en la robótica y demás temas relacionados con el desarrollo de Inteligencias Artificiales.

Yo, Robot es, para sorpresa de muchos (yo incluído), una de las películas más recomendables del año.
Se produjo un error en este gadget.